Historias de Bolivia, Archivos Históricos.- Sitio dedicado a la recolección de notas periodísticas, revistas, libros, fotografías, postales, litografías, investigaciones, curiosidades, etc., etc. Todo lo relacionado con la historia de nuestra patria Bolivia. (Historia de Bolivia).

GRAL. ÁNGEL AYOROA OPORTO UN GRAN MILITAR BOLIVIANO


 
El doctor Carlos Cardona Ayoroa, buen amigo del suscrito, tuvo la gentileza de enviarme documentación sobre su ilustre antepasado, el Gral. Ángel Ayoroa Oporto (1891-1985), oficial que, al mando de la compañía Santa Cruz de la Sierra 9º de Infantería, firmó e hizo firmar el acta de rendición de dos batallones enemigos en Cañada Strongest, una de las pocas victorias militares de Bolivia en la desastrosa Guerra del Chaco contra el Paraguay (1932-1935). Antes del conflicto, Ayoroa ya había cobrado fama por haber logrado recuperar el Fortín Vanguardia en diciembre de 1928, el que había sido ilegalmente ocupado por Asunción en abril de ese mismo año, creando entonces una gran tensión internacional.
Ángel Ayoroa se graduó  en 1910 de subteniente en el Colegio Militar. Sus primeros años de carrera los pasó en diversos destinos. Desde 1922 cumplió exclusivamente misiones castrenses en la zona del Chaco, contrajo matrimonio con la dama Rosa Escobar Cosío, tendió una red cablegráfica, hizo levantamientos cartográficos y descubrió las ruinas de San Ignacio de Zamucos. Asimismo, sostuvo amistosas reuniones con los capitanes zamucos y les explicó que todos éramos bolivianos, sea cual sea la raza o el color de cada cual; los indígenas zamucos entendieron -a su manera- que los bolivianos eran también “ayoroas” y empezaron a autodenominarse así. Por el tiempo y la falta de escritura, la palabra se modificó fonéticamente;  pasó a ser “ayoreos”,  término utilizado hasta hoy. Existen otras teorías sofisticadas al respecto, pero esta –por su propia sencillez- creo que tiene bastante solidez.
Ángel Ayoroa fue un destacado oficial. Desde su graduación como subteniente (1910) hasta concluidas las hostilidades en el Chaco (1935) solo aceptó destinos en el Ejército y rechazó cargos políticos. Por la vía de la excepción, integró el gabinete de German Busch. Ese puesto lo consideró un cargo militar, ya que aún no se había firmado la paz con Paraguay, lo que recién se hizo realidad en 1938. Recuérdese que el acuerdo de junio 1935 fue solo de cese de hostilidades y tregua. 
Una vez en situación de retiro, Ayoroa aceptó ser embajador de Bolivia ante el Japón y desde 1940 abandonó toda actividad pública. Ha sido durante su notable trayectoria un digno heredero de las gestas del Mariscal Santa Cruz, como también de los héroes cruceños Marceliano Montero, Agustín Saavedra Paz y de otros militares  bolivianos de honor que consagraron sus vidas a la defensa de la patria. El Gral. Ángel Ayoroa fue un patriota ejemplar y siempre deberá ser  así recordado.
--------------------------------

ACLARACIONES A ESTE ARTÍCULO


Por: Diego Martínez Estévez.
 
PRIMERO. 

Con referencia a la etnia de los Zamucos. Esto ocurrió el año 1931 con el Regimiento Ingavi al mando del Tcnl. Ayoroa. Uno de sus oficiales, el Tte. German Busch con 9 soldados desde inmediaciones de Ravelo (actual punto fronterizo con el Paraguay), emprendió una larguísima marcha en busca de esta etnia, hasta el sudeste del río Parapeti. No encontró el hábitat de los Zamucos y fue rescatado a punto de morir por la sed; dos de sus hombres ya habían fallecido. Posteriormente todo el Regimiento marchó y lo encontró. Encontrar el sitio exacto de Misión Jesuitica de Los Zamucos era crucial para los alegato bolivianos en Buenos Aires, pues, de demostrar que esta etnia habitaba al sud del río Parapeti, quedaba reconfirmado la Cédula Real del 20 de diciembre de 1743 y la de 1772.; al reconfirmase, quedaría establecido y sin lugar a dudas, que la jurisdicción de la Gobernación de Santa Cruz abarcaba todo el territorio del Chaco Boreal. Sin embargo ni con esta ni con otro montón de documentos coloniales, la Argentina y el Paraguay, aliadas desde antes de la guerra del Chaco, no las aceptaron como válidas, porque particularmente, desde el año 1883, en que empresas particularmente argentinas comenzaron a comprar grandes extensiones de terreno boliviano, al gobierno paraguayo.
Para mejor prueba de haber encontrado el sitio, el Tcnl. Angel Ayoroa Oporto se tomó varias fotografías con indios Zamucos. Con el trascurrir del tiempo, esta etnia adoptó el nombre de "Ayoreos".
Por tan sacrificada misión lograda en semejante desierto, todos los Cuadros de mando del Ingavi fueron condecorados con "El Cóndor de los Andes".

SEGUNDO.

Efectivamente, muy decisoria fue la solicitud efectuada por el Tcnl. Ayoroa formulada a su Comandante, el Tcnl. Bilbao Rioja, de ir a Reforzar el gran cerco que se iba tendiendo a los paraguayos, en la batalla de Cañada Strongest. Marchó a reforzar con el Regimiento Santa Cruz a su mando (este regimiento, en su mayoría se encontraba conformado por cruceños y benianos).
Unos 1.500 paraguayos se rindieron a los regimientos Santa Cruz, Lanza y Colorados y al Regimiento Chorolque 33 de Infantería, cuyo puesto comando, del teniente coronel Salustio Zelaya, de pronto se convirtió en una especie de museo, porque expuso, desde cañones, hasta prendas de mujer.
Esta batalla representó una de las derrotas más vergonzosas para el enemigo, posiblemente pocas veces sucedida en todo el mundo y épocas, pues, de los aproximadamente 1. 500 capturados en total, por cada tres soldados, se rindió un conductor paraguayo (en total algo más de 320), desde el grado de Mayor, hasta el de "Aspirante a oficial". Cabe aclarar que en el ejército paraguayo, cada conductor se hacía cargo en promedio, de 40 soldados. En esta batalla desertaron en pleno combate más de 300 conductores, abandonando a sus unidades en distintos sectores, no obstante que los sitiados frente al Regimiento Santa Cruz, disponían de víveres para varios días y una lagunita para abastecerse de agua.
La historia militar paraguaya asevera que no fue un acto de rendición, sino, de una capitulación parecida a lo sucedida en Boquerón.
Al respecto, señalar que en una capitulación, el comandante y a nombre de todos sus hombres sitiados, decide parlamentar con el comandante enemigo para referirle que ya no pueden combatir en vista que se les agotó su munición y pide garantía de buen trato para sus hombres. En cambio, en una rendición, los soldados, aun pudiendo combatir, levantan las manos sin derecho a exigir nada de su captor.
Lo sucedido en Cañada Cochabamba fue una rendición producida en distintos días, desde el 17 de mayo, al 24 de mayo de 1934. Así, el 17 por la tarde fueron capturados dos paraguayos, entre ellos el suboficial Justo Almiron, del Reg. Itá - Ibaté, proporcionando información valiosa, entre ellos, que en su regimiento revistaban cuatro oficiales argentinos (La versión oficial paraguaya asegura que únicamente en el Reg. San Martin existían algunos argentinos cuyo origen ancestral era paraguaya, cuando en realidad, sólo en el mes de mayo de 1934, fueron nuevamente reclutados en Buenos Aires alrededor de 3 mil mercenarios, sin contar con la cantidad de oficiales que el mando militar argentino asignó a su aliada desde el comienzo de la guerra); al día siguiente 17, se rindieron ante la 9na. División de Reserva, 14 oficiales y 129 soldados; el 23 fue capturado alrededor de un centenar, entre ellos el Jefe de Estado Mayor de la 1ra. División de Caballería, el mayor Brito; por la noche de esta misma fecha, nuevos prisioneros de entregaron al Regimiento Colorados; en la zona de acción de la Tercera División, el 24 de mayo se entregaron 1.130 doldados y 50 oficiales
Los rendidos procedían de tres Divisiones distintas que se hallaban dislocados en distintos sectores. Uno de los oficiales superiores, antes de ser capturado ya se sentía prisionero, al comentar que "en La Paz les haría mucho frío". Las rendiciones también se produjeron en las zonas de acción de los regimientos Lanza y Santa Cruz.
De haber capitulado, como alude la version paraguaya, parte de los capturados no se habrían entregado aterrorizados, sino, hubieran consevado su honor hasta el último segundo, como sucedió con Marzana y sus hombres, aquel 29 de septiembre de 1932, en Boquerón.

TERCERO. 

No es cierto que el ejército boliviano ganó muy pocas batallas. Esta, es versión paraguaya y también por desconocimiento la versión oficial boliviana. Nuestro ejército, además de las tradicionalmente conocidas, ganó las batallas de: Conchitas (abril -34); Condado I (junio -34) - Condado II (junio 34), en esta batalla, nuevamente la actuación del Reg. Santa Cruz fue sobresaliente; Camatindi (mar -35); Parapeti (Abril -35). Aun en las batallas perdidas por nuestro ejército, en promedio, el enemigo sufrió altisimas bajas. Como dato referencial y según el Director de Ssnidad drl Ejercito paraguayo, el segundo semestre de la guerra, fueron atendidos en los hospitales de campaña (no toma en cuenta a los hospitales de la ZI), UN CUARTO DE MILLÓN, esto quiere decir que un mismo uniformado fue atendido más de una vez. 

FINALMENTE

Señalar que el desempeño de teniente coronel Angel Ayoroa Oporto, fue muy destacada, desde antes y a lo largo de la campaña. Así por ejemplo - además de lo referido más arriba - en la batalla de Condado II, librada en julio de 1934 en Ballivian, el cual fue muy favorable para nuestro ejército, el flanco izquierdo del sector defensivo del Primer Cuerpo de Ejército fue bautizado como "Campo Santa Cruz de la Sierra", en homenaje al regimiento del tenientecoronel Ayoroa
Por todo lo anteriormente mencionado, considero que los descendientes de tan brillante oficial, en homenaje a su memoria, les atañe el deber de investigar y publicar la biografía de este militar, quien, como miles de soldados provenientes de los nueve Departamentos, a costa de su vida, nos legaron, en particular, yacimientos de petróleo y sobre todo de gas, que tanto la Argentina como Paraguay, acariciaban el propósito de apoderarse.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

POR LA PATRIA MURIERON ALEGREMENTE Y POR ELLA SE CONQUISTÓ LA VICTORIA... (KILÓMETRO 7 — GUERRA DEL CHACO)

Por: O. Cordova . «Se sabe que el efectivo de enemigos en la acción de Km. 7 llegaba a 10.000 hombres muy bien armados. Las fuerza...

Popular Posts