Historias de Bolivia, Archivos Históricos.- Sitio dedicado a la recolección de notas periodísticas, revistas, libros, fotografías, postales, litografías, investigaciones, curiosidades, etc., etc. Todo lo relacionado con la historia de nuestra patria Bolivia. (Historia de Bolivia).

PEDRO IGNACIO MUIBA, HÉROE DE LA INDEPENDENCIA DE BOLIVIA


El líder indígena moxeño Pedro Ignacio Muiba nació en la Misión Santísima Trinidad el 13 de junio de 1784, hijo de  Ignacio Muiba  y Petrona Teco. A muy temprana edad fue bautizado en la religión católica.
Desde su niñez dependió de los padres jesuitas donde aprendió a leer y escribir. Otro aspecto resaltante que tuvo en su vida, fue la inclinación por el cultivo de la tierra, ya que en su pequeña parcela existían varias especies de árboles frutales, además de maiz, frejol y arroz. Asimismo tenía una innata afición por la carpintería, según informes del padre Alfonso Camillo a la Audiencia de Charcas.
Durante el periodo de la dominación española en los selvas de Moxos surge con claridad la figura del Cacique  Pedro Ignacio Muiba, sus investigadores, señalan que logró tener contacto con Tupac  Katari, quién en mensajes epístolas vehementes estimulaba la rebelión que mantenía en  la meseta andina. Eso le sirvió de tónica para mantener a los suyos al compás de espera de los acontecimientos que se fueron produciendo en los dominios del Alto Perú. De esta manera  logró saber del pronunciamiento del 25 de mayo de 1809  en Chuquisaca. Por otra parte Antonio Carvalho Urey en una investigación iniciada en la década de los sesenta ue terminaría con la publicación del libro denominado Pedro Ignacio Muiba, el Héroe, publicado en 1977 y en uno de sus capitulo señala:

El día 9 de noviembre de 1810 se tumultuaron contra el cacique Juan Maraza, acusándolo de traición, los indios trinitarios, Maraza logra escapar. Urquijo (gobernador) permanece refugiado en la Casa Real”.
El 10, la insurrección es abierta contra el régimen y se pretende ahorcar al gobernador, que se refugia en la iglesia. El caudillo es Pedro Ignacio Muiba, que ese día convoca al cacique a Loreto”. “El 11, a horas 9, llega el cacique a Loreto, José Bopi, con 200 hombres armados, de a pie y a caballo, para reforzar la rebelión. El día 12, vuelve Maraza con refuerzos y la gente del cacique de San Javier, Tomás Noe y aprovechando de la lluvia, en horas de la noche, sorprende a los revolucionarios y logran fugar con Urquijo y sus acompañantes.
En otro párrafo, acerca del 10 de noviembre, cita que “cartas venidas desde la Audiencia de Charcas de los revolucionarios le hicieron saber (a Muiba) del pronunciamiento del 25 de mayo de 1809, y cuando los gobernadores de Moxos recrudecían su despotismo y feroz tiranía contra los nativos, expoliándolos en todo sentido, es cuando a Pedro Ignacio Muiba se le presenta la oportunidad de rebelarse y en la plaza pública de la Segunda Misión Jesuítica, Trinidad, expresa públicamente: “¡El Rey de España ha muerto! Nosotros seremos libres por nuestro propio mandato. Las tierras son nuestras por mandato de nuestros antepasados, a quienes los españoles se las quitaron”.
Ese era el clima de 1809 y 1810 en Moxos debido al recrudecimiento del despotismo, abuso y la tiranía de los gobernadores de Moxos contra los nativos, y Pedro Ignacio Muiba no estaba dispuesto a tolerarlos más.
De esa manera supo encauzar un movimiento y creyendo oportuna su intervención dirigió la rebelión contra la opresión española el 28 de octubre de 1810 en Loreto, lanzando la bandera de la Independencia Nacional. Así, el gran Moxos contribuyo al movimiento iniciado en Sucre, La Paz y todo el alto Perú, desconociendo a las autoridades y poniendo en lugar de éstas a los caciques indígenas.
En muchos lugares del territorio americano se generaban rebeliones, pero en ninguno hubo rostros indígenas como sucedió en Mojos.
Desgraciadamente en uno de los cabildos, cuando se efectuaba la concentración revolucionaria en la plaza de San Pedro de Moxos se produce la tremenda traición, ya que son cercados los revolucionarios en el momento en que el Cacique Pedro Ignacio Muiba lanzaba la proclama, es tomado preso. Después de vejarlo y sin proceso alguno lo ejecutan el año 1811. Su cadáver fue colgado en la  Plaza de San Pedro, “para escarmiento” de los demás indígenas.

Fuentes:

  1. -          Pedro Ignacio Muiba el héroe / Por: Homero Carvalho Oliva.
  2. -          Pedro Muiba: Líder de la rebelión con rostro y sangre indígena / La Patria 6 de agosto de 2014.
  3. -          Pedro Ignacio Muiba  - Educa Bolivia – 26 de julio de 2013.
------------------------

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Historias de Bolivia. Con la tecnología de Blogger.